SAN MIGUEL DE ALLENDE

Arte

SALVATOR MUNDI: LA PINTURA PERDIDA DE DA VINCI

Como una de las pocas pinturas que existen de Leonardo Da Vinci y la última que del artista que ha estado resguardada en colecciones privadas, está valuada en $100 mdd en una subasta.

En el mundo del arte ha sido común por muchos siglos la comercialización de obras para adquirir más poder y estatus frente a los demás. A través de subastas millonarias se hace este tipo de comercio y algunas obras terminan perdiéndose del ojo público si sus nuevos dueños deciden privarnos de su exposición.

Salvator Mundi estuvo desaparecida múltiples ocasiones y su reaparición causó revuelo. Además retratar al personaje más icónico del mundo, Jesucristo, fue elaborada por uno de los artistas más importantes de la historia, Leonardo Da Vinci.

 

La historia nos cuenta que originalmente fue elaborada como pedido del rey Luis XII de Francia entre 1506 y 1513; también estuvo en posesión Carlos I de Inglaterra para después ser vendida por el hijo del Duque de Buckingham. Se perdió por un tiempo y volvió a surgir a la faz de la tierra a principios del siglo XX en manos de un coleccionista de arte inglés.

En su resurgimiento se creía que esta pintura era una copia ya que había sido “restaurada” erróneamente; pintaron encima de esta con una capa de barniz y el marco tenía rastros de pegamento dándole al cuadro un aspecto opaco. Cuando especialistas de arte renacentista y coleccionistas se dieron la tarea de restaurarla como es debido, se dieron cuenta de que en verdad se trataba del cuadro original e incluso dicen que si te fijas en la parte inferior del ojo derecho se pueden ver rastros de los toques que Da Vinci le dio con su mano para crear más textura.

 

Como es una de las pocas pinturas en existencia de Leonardo Da Vinci, antes de la subasta, una gira en países estratégicos (Hong Kong, San Francisco y Londres) la pondrá al público para que los compradores puedan observar los pros y contras de ofrecer dinero por ella.

El alto precio por el que se espera se venda este cuadro ha hecho enojar a muchas personas, sobre todo a quienes tenían el conocimiento que en el pasado el cuadro había sido vendido por 60 dólares. También hay críticos de arte que han mencionado que el Jesucristo que retrata Da Vinci es una versión hippie – y que la mano que nos está dando la bendición parece estar sosteniendo un porro.

Sin importar quién termine comprando el cuadro, nosotros, los mortales, siempre podremos admirar al Salvador del Mundo en internet.

 

Fuente: Vice.com

 

Share:

Comentarios

Your email address will not be published. Required fields are marked *